Our news

El esperado regreso de Sorolla a Londres: Entrevista a Blanca Pons-Sorolla

2 March 2019

La obra del pintor español Joaquín Sorolla vuelve a pisar suelo británico en la primera gran exposición monográfica tras más de un siglo de ausencia.

La BritishSpanish Society queda en el Museo Sorolla con Blanca Pons-Sorolla, bisnieta y máxima especialista en la obra del pintor, para hablar de su bisabuelo, de la exposición Sorolla: Spanish Master of Light en la National Gallery de Londres de la que es comisaria junto a Chris Riopelle, Curator of Post-1800 Paintings, y de relaciones hispano-británicas; “nada une más que la cultura”, nos dice.

El Museo Sorolla está ubicado en el Paseo General Martínez Campos de Madrid. En la misma acera se encuentra la sede del British Council en España y en la de enfrente, la Fundación Ortega y Gasset-Gregorio Marañón, sede primero de la Residencia de Estudiantes y posteriormente, a partir de 1915, de la Residencia de Señoritas, el primer centro oficial creado en España para fomentar la educación superior de la mujer.

Para entonces Sorolla ya era un pintor consagrado, habiendo cosechado grandes éxitos en París, Londres y Nueva York, y se hizo construir una casa en Madrid a la que se traslada junto con su mujer, musa y modelo, Clotilde García del Castillo, y sus tres hijos: María, Joaquín y Elena. Nuestra entrevistada Blanca es nieta de la hija mayor del matrimonio, y muestra particular emoción al posar delante de los cuadros de su abuela María.

Su bisabuela Clotilde legó al Estado en su testamento, firmado en 1925, la casa familiar y su colección personal para crear un museo en honor a su marido, fallecido en 1923. Apenas una década más tarde la casa del pintor se convertiría en el Museo Sorolla, y en la actualidad es Museo Nacional de España.

El Museo Sorolla, por tanto, tiene mucho de casa y de taller de pintor, y poco de museo impostado. No hay barreras ante los cuadros, y sí, en cambio, se exponen fotografías familiares, colección de libros, cerámicas y curiosidades varias regalos de amigos y compañeros artistas del pintor; entre estos, la importante serie de bustos de los miembros de la familia realizados por sus célebres paisanos valencianos, José Capuz y Mariano Benlliure, además de la Mademoiselle Svirsky, representación de una afamada bailarina de la época captada en plena danza por el escultor ruso, Paul Troubetzkoy. Sorolla y Troubetzkoy recibieron en 1900 el Grand Prix de la Exposición Universal de París en sus respectivas disciplinas.

El salón de la casa, con su bonita escalera de madera, que sube a los antiguos dormitorios – ahora espacio para exposiciones temporales –, y con su gran rotonda acristalada, se abre al jardín de la casa, diseñado por el propio Sorolla. El jardín de la casa fue lugar de descanso, inspiración y trabajo para el pintor: escenario donde convergían naturaleza, agua y luz y el genio del pintor.

Hoy también supone el punto de partida para nuestro familiar paseo con Blanca, que con erudita y dulce palabra nos lleva como de la mano por la vida y obra de Joaquín Sorolla: un artista español de vocación universal. La conversación también abarca el futuro, especialmente a la preparación extraordinaria para el gran y muy esperado regreso de Sorolla a Londres y para su puesta de largo en la National Gallery. Le deseamos y le auguramos un gran éxito y esperamos que la exposición sucesiva no se haga esperar tanto.

 

P. Blanca, además de bisnieta eres la máxima especialista en la obra del pintor Joaquín Sorolla. Haznos, por favor, una breve semblanza de Sorolla.

 

Joaquín Sorolla (1863-1923) es uno de los grandes pintores de todos los tiempos. Desde los inicios de su carrera soñó con convertirse en un gran artista internacional. Tras formarse en la Escuela de Bellas Artes de San Carlos de Valencia y de estudiar especialmente a Velázquez en el Museo del Prado, con 23 años continuó su formación en Italia y visitó por primera vez París, donde quedó deslumbrado por su ambiente artístico, declarándose seguidor absoluto del naturalismo pictórico que allí se imponía. Tras años de trabajo y preparación, comenzó a presentar sus obras en el Salón de París, y en los grandes certámenes internacionales de Múnich, Berlín y Viena, así como en la Bienal de Venecia, al tiempo que lo hacía también en las Exposiciones Nacionales celebradas en Madrid. Los premios se sucedieron, culminando con un Grand Prix en la Exposición Universal de París de 1900 y la medalla de honor en la Exposición Nacional de Madrid de 1901.

Sus avances a partir de ese momento fueron sorprendentes. Sus éxitos en el Salón de París de 1905 le animarían a afrontar ese verano en Jávea nuevos retos pictóricos en torno a la luz y el color del mar, especialmente en los juegos de reflejos en el agua, con resultados prodigiosos.

En 1906 inauguraba con enorme éxito su primera gran exposición individual en la Galería Georges Petit de París. Al año siguiente una nueva muestra individual recorría las galerías de Edward Schulte en Berlín, Düsseldorf y Colonia. Y, convertido ya en un gran pintor se presentaba de nuevo en las Grafton Galleries de Londres en 1908. A estas exposiciones seguirían las de Nueva York, Búfalo y Boston en 1909, patrocinadas por The Hispanic Society of America, que alcanzarían un éxito sin precedentes; el número de visitantes, las ventas y los encargos de retratos superaron todas las expectativas del pintor. En 1911 repetía su experiencia en San Luis y Chicago, con el mismo patrocinio y éxitos similares.

Un gran encargo, la Visión de España, para la biblioteca de la Hispanic Society en Nueva York, ocuparía buena parte de sus últimos años. A lo largo de 1912 Sorolla viajó por toda la península documentando los tipos, paisajes y costumbres de cada región. Entre 1913 y 1919 pintó de nuevo en cada región los trece grandes paneles de 3,50 metros de alto por un perímetro de casi 70 metros que componen esta decoración. En esos años, además de ahondar en su faceta como retratista, pintó innumerables jardines andaluces y, sobre todo, los de su casa. También de esos años proceden algunas de sus obras de playa de mayor calidad, realizadas durante los veranos de 1915 y 1916.

Un derrame cerebral apartaría a Sorolla de la pintura en 1920.

 

P. No ha habido una exposición monográfica de Sorolla en el Reino Unido desde hace más de un siglo. ¿Por qué? ¿A qué crees que podría deberse?

 

Bueno, aunque realmente sí hubo una, en la Broadway Art Gallery, en Broadway, Worcestershire, en 1965, como fue una muestra pequeña y en parte con un sentido comercial, esta se debe considerar la primera después de aquella de 1908. La exposición de 1965 tuvo mucho éxito, aunque a un nivel más bien local. También fueron admirados los jardines de Sorolla en la exposición Impressionist Gardens, que se presentó en Edimburgo, en la National Gallery of Scotland, en 2010, éxito que se repitió con los cuadros de Sorolla que participaron en la exposición Painting the Modern Garden: Monet to Matisse en la Royal Academy en 2016.

Creo que recuperar la proyección internacional de un artista lleva su tiempo. También en Alemania pasó más de un siglo para que se presentase una nueva exposición de Sorolla y el éxito fue definitivo. No creo que exista una razón concreta, o al menos yo no alcanzo a saber cuál es…

 

P. La última fue en 1908 en las Galerías Grafton en Mayfair, Londres. Cuéntanos, ¿cómo se fraguó esta exposición?

 

Ya en 1905, quizás debido al gran éxito que Sorolla obtuvo en el Salón de París ese año, mostró interés por una gran exposición de Sorolla en Londres el crítico e historiador británico Dr. George Charles Williamson (1858-1942), que comentaba que John S. Sargent era el principal interesado en esa exposición. Unos meses después, en febrero de 1906, era la Galería Knoedler & Co, de Londres la que solicitaba también una exposición.

Tras el éxito en París en 1906 de nuevo mostraron interés, en esta ocasión pidiendo itinerar la exposición a Londres, pero no sería hasta después de presentar sus nuevas exposiciones en Alemania, cuando definitivamente Sorolla expuso en las Grafton Galleries, en 1908. Los salones eran espléndidos, mucho mejores que los de París, según contaba Sorolla. Se inauguró con gran éxito y  afluencia  de público.

 

P. Una vez inaugurada, ¿cómo fue la exposición de 1908? ¿Cómo se desarrolló?

 

El número  de visitantes fue importante. Fue visitada y admirada por artistas… pero sin embargo los resultados económicos fueron muy inferiores a los de París. Sorolla al llegar Londres y visitar las galerías y museos ya fue consciente de que su pintura no encajaría con el gusto del comprador inglés.

También pienso que hubo otras circunstancias que influyeron en el mal resultado económico, entre ellas la depresión económica de esos años, de la que también Sorolla comenta en sus cartas.

 

P. Aquella exposición, ¿fue flor de un día o tuvo consecuencias a medio y largo plazo?

 

En esa exposición hubo un hecho excepcional, en ella Sorolla encontró “al Dios-Hombre”, al hispanista y millonario americano, Archer Milton Huntington, que  se entusiasmó con su obra, compró dos cuadros y le propuso llevarla a Estados Unidos, a Nueva York, a la recién inaugurada Hispanic Society of America con unas condiciones excepcionales.

Así, a primeros de enero de 1909, Sorolla embarcaba con los 350 cuadros que se colgarían en las paredes de la institución. El éxito sin precedentes en la ciudad de Nueva York de aquella exposición le dio fama no solo a Sorolla, sino también a la institución. Las ventas superaron las 200 obras y pintó numerosos retratos. Dos años después se repetiría el periplo americano en Chicago y San Luis, patrocinado de nuevo por la Hispanic Society. Y como consecuencia de todo esto Huntington encargó a Sorolla los murales que decorarían la Biblioteca de la Hispanic con su Visión de España. Aquello fue la absoluta consolidación de su proyección internacional.

 

P. El público británico actual probablemente conozca poco a Sorolla, algo que tampoco sería sorprendente teniendo en cuenta que Sorolla: Spanish Master of Light, como ya hemos dicho, es la primera exposición que se realiza en el Reino Unido desde hace más de un siglo. ¿Es más difícil organizar una exposición cuando las referencias previas son inexistentes o muy escasas?

 

Para mí esta exposición, desde el punto de vista de su diseño, me ha resultado la más fácil de todas. Las directrices eran claras, querían una exposición retrospectiva, por temas, con obra excepcional y con formatos grandes que es en los que se mide un pintor. Y a la National Gallery, como ocurrió con el Museo del Prado, nadie se resiste a la hora de prestar. Por otro lado la colaboración más que generosa del Museo Sorolla, con obra absolutamente imprescindible en una muestra de este nivel, ha ayudado también mucho.

 

P. Chris Riopelle y tú sois los comisarios de la exposición, ¿qué se va a encontrar el público en esta exposición?

 

Al “gran Sorolla”. Es una exposición magnífica, por primera vez se van a reunir en una gran sala todos los grandes premios internacionales entre 1893 y 1900. Se va a conocer al Sorolla retratista, con la sensibilidad y delicadeza especial en las obras dedicadas a su familia. Al gran pintor de las escenas de mar y playa iluminadas por el ardiente sol Mediterráneo, al de los diferentes paisajes y tipos españoles, al pintor de jardines plenos de intimidad, y al retratista excepcional al aire libre. Es realmente un sueño de exposición. Esperamos que el público británico y el internacional se entusiasmen.

 

P. ¿Traéis obras de la exposición de 1908? ¿Habéis buscado incorporar elementos artísticos de continuidad entre 1908 y 2019?

 

Sí por supuesto, sin habérnoslo propuesto, pues la propuesta era “lo mejor”, hay 13 obras que figuraron en la exposición de 1908, un número importante si tenemos en cuenta que son 24 los cuadros anteriores a 1908 que estarán en esta exposición.

Obras de la categoría de:

Madre, 1895-1900, Autorretrato, 1904 y Clotilde con traje negro, 1906, en la Sala I.

Encajonando pasas, 1900, en la Sala II

Desnudo de mujer, 1902, El pintor Aureliano de Beruete, 1904 y Mis hijos, 1904,  en la Sala  III

Verano, 1904, en la Sala IV

Sombra del puente de Alcántara, 1906, en la Sala V

Reflejos de una fuente, 1908 en la sala VI

Y Clotilde paseando por los jardines de La Granja, 1907, Saltando a la comba, 1907, María pintando en El Pardo, 1907 e Instantánea, Biarritz, 1906 en la Sala VII.

 

P. ¿Qué obras nunca vistas antes por el público en el Reino Unido son las que incorporaréis a esta exposición.?

 

La mayoría. Hay que decir y agradecer que instituciones como el Museo del Prado es la primera vez que prestan al mismo tiempo sus tres obras estrella de Sorolla, y lo mismo ocurre con el Museo Sorolla, en este caso con 25 obras, una aportación excepcional, algo que por otro lado era lo lógico, siendo esta exposición una iniciativa del Museo Sorolla y mía, y teniendo el Museo Sorolla la colección que tiene.

 

P. Según parece, se conservan pocos cuadros de Sorolla en el Reino Unido en la actualidad, ¿es eso así?

 

Sí, muy pocos. Tienen un estupendo retrato de la Princesa Beatriz de Battemberg, la madre de nuestra Reina Victoria Eugenia, que lo pintó durante su estancia en Londres y que se conserva en la National Portrait Gallery. Hay 5 apuntes de pequeño formato muy bonitos en el Museo de Leeds y un par de obras en colecciones privadas, alguna de ellas de muy reciente adquisición.

 

P. Esta es una exposición internacional en un museo británico de reconocido prestigio mundial dedicada a un pintor español de vocación internacional: ¿de qué países y colecciones vienen los cuadros para esta exposición?

 

Vienen obras de:

Nueva York. Metropolitan Museum of Art

St. Louis, Mildred Lane Kemper Art Museum, Washington University in St. Louis

Oregón, The Oregon Public Library’s Eagle’s Nest Art Colony Collection

París, Musée d´Orsay

Venecia, Galleria Internazionale d´Arte Moderna di C´a Pesaro

Madrid, Museo Sorolla

Madrid, Museo del Prado

Madrid, Colección Banco de España

Bilbao, Museo de Bellas Artes

Valencia, Fundación Bancaja

Oviedo, Museo de Bellas Artes Asturias

Y numerosas de coleccionistas privados de diferentes países.

Es una exposición concebida para presentarse en un museo de reconocida fama internacional.

 

P. Tú eres patrona de la Fundación Museo Sorolla y presidenta de su Comisión Permanente, ¿qué supone para ti y para la Fundación que la National Gallery de Londres se haya decidido a organizar una exposición monográfica sobre Sorolla?

 

Para mí y para la Fundación esta exposición es el resultado del trabajo de muchos años y uno de nuestros sueños. El primero fue la gran retrospectiva en el Museo del Prado, ¡hace ya diez años!

 

P. Recientemente habéis organizado exposiciones de Sorolla de gran éxito en Estados Unidos, Francia, Alemania, Portugal… ¿Qué esperas de la exposición de 2019 en la National Gallery de Londres? ¿Crees que el público británico reaccionará de manera distinta al público del Musée des impressionnismes de Giverny en Paris o del Kunsthalle de Munich?

 

¡Estoy segura que tendrá de nuevo un gran éxito! La National Gallery se ha esmerado para que sea así. El Ministerio de Cultura español, de quien depende el Museo Sorolla, lo ha entendido también así desde el principio y su apoyo y colaboración ha sido fundamental. Como también lo ha sido el de la Fundación Museo Sorolla y el de todas las instituciones, museos, colecciones particulares y los patrocinadores, Iberia y CEEH, que han apostado también por ello. Quiero aprovechar esta ocasión para agradecer a todos su generosidad.

Agradezco así mismo a Gabriele Finaldi, director de la National Gallery y a Consuelo Luca de Tena, directora del Museo Sorolla su trabajo y el de sus equipos para sacar adelante con éxito, esta exposición.

Y sé también, sin la menor duda, que mis bisabuelos Joaquín y Clotilde y sus hijos nos han guiado en este nuevo proyecto.

 

P. Cuéntanos, ¿cuál es la historia del Museo Sorolla de Madrid? Y en relación a ella, ¿cuál es la labor de la Fundación Museo Sorolla?

 

El Museo Sorolla es un Museo Estatal ya que mi bisabuela Clotilde legó todos sus bienes al Estado Español. Sus hijos no solo aceptaron la decisión de su madre sino que además la incrementaron con obras que les habían correspondido a la muerte de su padre. Su hijo Joaquín, soltero y sin descendencia, legó una parte importante de sus obras en la constitución del Museo Sorolla y a su muerte legó el resto de sus bienes a la Fundación Museo Sorolla.

La labor de la Fundación Museo Sorolla es, tal y como se recoge en sus estatutos, promover, estimular y apoyar cuantas acciones, en los términos más amplios posibles, tengan relación con la misión de perpetuar el esclarecido nombre y conocimiento de la obra artística de Joaquín Sorolla Bastida, velar por el edificio y las obras que contiene, respetando la voluntad testamentaria de mi bisabuela, Clotilde García del Castillo, los legados de sus herederos y la posterior herencia de su hijo Joaquín Sorolla García, y colaborar con el Estado en la promoción y difusión del Museo Sorolla.

En estos diez últimos años la fundación se ha hecho cargo de la catalogación de sus riquísimos fondos, 5.000 dibujos, unas 7.000 fotografías, más de 7.000 documentos de su archivo, y también de las numerosas exposiciones de investigación de sus fondos, con sus catálogos. En la actualidad también está colaborando en la finalización y publicación del catálogo razonado de Sorolla.

 

P. ¿Qué tesis doctorales e investigaciones faltan por escribir sobre Sorolla?

 

Hay varias tesis ya, la última, excelente, de un primo mío, Miguel Lorente Boyer, profesor y vicedecano de la Escuela de Bellas Artes de Altea, sobre la Influencia y recursos en la técnica pictórica de Joaquín Sorolla. Pero Sorolla tiene un campo de investigación inmenso por su amplísima y diferente producción artística y por la enorme documentación que produjo y que se conserva en el Museo Sorolla.

La exposición de Londres de 1908, daría lugar a una magnífica tesis. Y quizás aparecería alguna foto con sus obras en las Grafton Galleries que hasta ahora no hemos sido capaces de localizar y que parece imposible que no se hicieran.

 

P. Adicionalmente, llevas trabajando treinta años en el catálogo razonado de Sorolla. ¿Qué es un catálogo razonado, en qué consiste, por qué es importante y por qué lleva tanto tiempo hacerlo?

 

El catálogo razonado de un artista es la recopilación de toda su obra, su justificada referencia de la fecha y lugar donde fue pintada, los datos correctos y concretos de soporte, técnica y medidas, las referencias fundamentales bibliográficas y de exposiciones, así como las procedencias iniciales y la referencia a la colección actual en la que se conserva. También su relación con otras obras.

En el caso de Sorolla, estamos hablando de una producción superior a las 4.000 obras. Un trabajo ingente pero apasionante.

Coincidiendo con la exposición de Londres se publicará el primer volumen del catálogo razonado que de dedicará a las 1300 obras pictóricas del Museo Sorolla, entre las que se incluyen, óleos, acuarelas y gouache. Los siguientes volúmenes se dedicarán a MAR – RETRATOS – PAISAJES Y JARDINES y OBRAS DE COMPOSICIÓN.

 

P. ¿Qué planes tenéis para el futuro?

 

El siguiente sueño es llevar a Sorolla al Metropolitan Museum d Nueva York, y/o a la National Gallery de Washington. Eso y el catálogo razonado son mis planes de futuro en los que sé que contaré siempre con el apoyo del Museo Sorolla.

Dudo que yo con mis años lo pueda terminar. Pero mi obligación es seguir ofreciendo mis conocimientos y fortaleciendo un equipo para que lo lleve a cabo. Creo que Sorolla se lo merece.

Por su parte el Museo Sorolla continuará con la labor emprendida en estos últimos ocho años, de mejorar el museo y sus colecciones conservando su espíritu y con la ilusión de que sea una realidad la ampliación prevista desde hace años, en los espacios que el Estado adquirió en 2009.

 

P. En tu opinión, ¿cómo puede servir la exposición de la National Gallery para fortalecer los lazos entre España y el Reino Unido?

 

Nada une más que la cultura. Estoy segura que sus lazos se estrecharán aún más.

 

La BritishSpanish Society ofrece a sus socios 20 entradas gratuitas para visitar la exposición Sorolla: Spanish Master of Light con la Spanish Painting Curatorial Fellow de la National Gallery, Akemi Herráez, el próximo 16 de mayo. Para más información, escriban a info@britishspanishsociety.org

 

 

Fotografía:    Pepa Yepes 

 

Dr Marina Arcos

 

Coordinadora de proyecto y entrevistadora: Dr Marina Pérez de Arcos


AGM Enero 2019: Discurso del Presidente

6 February 2019

El discurso del presidente Jimmy Burns en la Asamblea  General en la sala Luis Vives, Londres, 29 de enero

 

En primer lugar, les damos la bienvenida a todos y me alegro de que tengamos una casa llena aquí en esta sala con el nombre apropiado de Luis Vives, un ícono cultural perdurable de las relaciones españolas británicas.

 

También me disculpo por el ligero retraso en convocar esta Asamblea General que en años anteriores ha sido al final de un año y no después del comienzo de uno nuevo.

 

El 2018 terminó con las agendas  de los miembros y simpatizantes más complicadas que en años anteriores y mi Junta directiva considero  que necesitábamos más tiempo para acordar algunas cuestiones pendientes que debían resolverse para asegurarnos de poder comenzar un nuevo año con una estructura organizativa apta para el propósito en tiempos difíciles.

 

El principal desafío que identifiqué claramente en nuestra última Asamblea General en noviembre de 2017 ha persistido durante todo el año pasado: el de sobrevivir en un clima en el que los desarrollos políticos con Brexit, lamentablemente nos han  amenazado nuestra misión y supervivencia como una organización benéfica.

 

Esta misma noche  los diputados Britanicos  están discutiendo los votos que determinan la próxima etapa de la relación de este país con Europa, con un resultado final en cuanto a si el Reino Unido se mantiene al margen y en qué términos aun  incierto.

 

Como presidente de esta Patronato , pero también como individuo con vínculos personales y profesionales duraderos con los dos países que abarcan más de cuatro décadas, soy muy consciente de la sensación de desconcierto e inseguridad y, en algunos casos, de ira y desesperación que afecta a los miembros, colegas, y amigos tanto en España como en el Reino Unido y muchos de ustedes están aquí esta noche.

 

A pesar de todo, Qué gran resultado tenemos aquí reunidos. Un lleno hasta la bandera!  Quería extender una palabra especial de bienvenida a los  honorables patrocinadores presentes, John Scanlon, Lady Brennan y Baroness Hooper, nuestros antiguos y nuevos miembros, y sponsors,  con una bienvenida especial a Sir Roger Fry, Enrique Benjumea y Christian Kern de Telefónica. y nuestros nuevos amigos de Solán Cabras. Sé que no estoy solo en desear que Brexit nunca haya entrado en mi mundo, y menos aún durante mi presidencia de este Patronato. Comparto la crisis existencialista que afecta a los miembros antiguos y nuevos en su lucha por comprender cuál es su situación actual y futura.La semana pasada experimenté un momento de pánico total cuando, después de un viaje en tren AVE maravillosamente cómodo y eficiente que me llevó de Barcelona a Madrid, llegué a mi hotel solo para descubrir que había perdido mi pasaporte en la ruta, tuve que cancelarlo y pedir un reemplazo de emergencia del consulado británico. Y, sin embargo, al solicitar uno nuevo, me acordé de la profunda y perdurable sensación de apego que todavía sentía por mi pasaporte rojo burdeos con la Unión Europea y el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte en su portada. Experimenté una sensación similar en Diciembre pasado cuando, después de ser acompañado por mi esposa e hijas al Palacio de Buckingham, tuve una conversación cordial con el Príncipe de Gales cuando me otorgó la Orden del Imperio Británico OBE por mi trabajo en las relaciones británico-españolas, dándome cuenta de la cantidad de puntos en común de r los pueblos de Gran Bretaña y España y por qué vale la pena preservarla. El príncipe Carlos recordó con cariño sus visitas a España. Debo el honor del OBE igual que la Encomienda de Mérito Civil que me otorgó en 2012 el Rey de España, a mi familia, amigos y colegas que han apoyado mi trabajo como voluntario y como un autor y periodista, en una misión de construir puentes de compromiso cultural, comprensión y diálogo, una misión que heredé de mi padre británico Tom Burns y me madre  española Mabel Marañón, que en paz descansen.

 

En los últimos días me han animado dos experiencias con un hilo común.  Me invitaron a hablar en el centro de nuevas empresas  emprendedoras‘ start-ups’ en las oficinas de Wayra UK , Telefónica, en Piccadilly, donde el deseo colectivo de jóvenes emprendedores, incluidos españoles y Británicos, era una cooperación mucho mejor con la UE con la alternativa a  un divorcio amargo.Y luego, anoche, fue un placer el regalo de cumpleaños de mi esposa cuando vimos juntos el Don Quijote de la compañía Royal Shakespeare en el Teatro Garrick. Shakespeare el mejor dramaturgo de la historia. Cervantes, el padre de la novela moderna, contemporáneos cuyo legado no solo es duradero, sino que está en el corazón de BritishSpanish Society.

 

Llámeme quijotesco, pero estoy seguro de que el Reino Unido no está a punto de estrellarse contra los acantilados blancos de Dover, ni que los españoles y los ingleses estén a punto de separarse. Encontrarán un camino a seguir que reconozca que el consenso y la cooperación son mejores que la confusión y la confrontación.En cuanto a la BritishSpanish  Society, que debe su inspiración aparentemente anecdótica para su fundación en 1916 al lo que fue en ese momento  el tercer centenario de la muerte de Shakespeare y Cervantes, vale la pena recordarnos que esta organización benéfica ha superado tormentas propias y de otros durante sus  más de cien años de existencia, sin perderse por completo ni hundirse.Como Lord Tristan Garel Jones señala en su prólogo a la historia del BritishSpanish Society que publicamos para nuestro centenario hace tres años, las vicisitudes que sufrimos en el siglo 20 y hasta el 21, es un buen reflejo de la agitación experimentada en Europa (y, de hecho, en el mundo en general) en el siglo, y que ha regresado ha acosarnos en tiempos más recientes.Y, sin embargo, en tiempos como los que estamos viviendo, lo que esta Society ha defendido desde su fundación en medio de una calamidad mucho mayor, la de la Primera Guerra de la Palabra, nunca ha parecido tan necesario, y lo sé por los innumerables correos electrónicos, conversaciones y reuniones tanto abiertas como más discretas que me han involucrado a mí y a mis colegas durante el último año. Nuestra misión fue, es y seguirá siendo la de extender puentes de compromiso, de entendimiento mutuo, de buscar lo mejor que algunas de las personas buenas de Gran Bretaña y España todavía pueden ofrecerse mutuamente.Estas buenas personas han continuado apoyando al BritishSpanish Society y por eso quería agradecer desde el principio a todos los que han contribuido a este noble esfuerzo durante el último año: los voluntarios desinteresados ​​que están conmigo en la Junta y en el Consejo Ejecutivo, nuestro equipo de secretaría mal pagado pero igualmente apasionado y desinteresado, y ustedes, los patrocinadores honorarios, los miembros individuales y los socios empresariales  e institucionales representados aquí esta noche que forman parte de nuestra gran familia cívica cuyo objetivo es el de actuar de parte del  bien común. La buena voluntad, la paciencia y las habilidades de la diplomacia cultural bilateral, tanto pública como entre bastidores, se han probado hasta el límite y, afortunadamente, no ha perdido los nervios. Si as asi, es porque hay un reconocimiento de cuánto más une a los pueblos de España y el Reino Unido de lo que los divide. Este sentimiento y realidad está presente en cada evento que organizamos, en cada beca que otorgamos, en las páginas de nuestra revista, de la manera en que esta BritishSpanish Society tiene la distinción casi única de contar con el respeto de dos familias reales, una británica y una española, embajadores en Londres y Madrid,  y una sección representativa del apoyo desde  estudiantes a altos ejecutivos de todas las edades, profesiones, partidos políticos y regiones tanto en el Reino Unido como en España.

 

Una vez más estamos reunidos aquí bajo el techo de la embajada española, gracias a nuestro presidente honorario, el embajador español Carlos Bastarreche, cuyo respeto por esta empresa cívica sin fines de lucro  y por su labor ha permanecido tan inquebrantable en su generosidad de espíritu como la que  mostrado muestra nuestro vicepresidente honorario. Simon Manley, el embajador británico en Madrid.

 

La BritishSpanish Society  ha sobrevivido  la ida y venida de varios embajadores en más de cien años, así como numerosos gobiernos, por no mencionar, en el caso de España, cambio  regímenes. Ha soportado períodos de guerra y de paz, y esta organización benéfica no solo está con nosotros, sino que muestra una gran capacidad no solo de sobrevivir sino de crecer. A pesar de las incertidumbres que afectan a tantos ciudadanos europeos, nuestra membresía continúa creciendo aquí y en España, nuestro programa de eventos sigue siendo una herramienta poderosa de participación cultural y social al igual que nuestra revista La Revista, y nuestro programa de becas en expansión ha continuado inspirando a sus patrocinadores y el befelicario – el talento creativo de los estudiantes de posgrado de alto calibre españoles y británicos.Más tarde, nuestro Tesorero Juan Reig brindará una actualización más detallada sobre nuestras finanzas y las cuentas estarán disponibles para su lectura. Pero me complace informar que nuestra membresía ha continuado su crecimiento constante en el Reino Unido y en España. Nuestra membresía general ahora es cercana a 1.000 en el Reino Unido y España, y con una de las categorías se ha incrementado más rápidamente en el último el de  los estudiantes, lo que demuestra que no estamos solo reteniendo miembros a largo plazo, pero también renovando energías e ideas con un claro voto de confianza en el trabajo que hacemos y en nuestro futuro. Gracias a la administración cuidadosa y diligente por parte de nuestro Tesorero y el secretario de finanzas respaldado por la Junta,  la Sociedad ha mantenido un buen balance de ingresos y gastos y reservas garantizadas en nuestro presupuesto de 2018/19 que nos esta permitiendo desarrollar nuestra website  atrasado y modernizar nuestros  sistemas interno gracias al cual esperamos brindaremos un mejor servicio a nuestros miembros, comunicándonos mejor, minimizando la sobrecarga de información y asegurando que el ‘booking  para los eventos y consultas se realicen de la  manera mas eficaz posible.

 

Quería agradecer personalmente a mis colegas de la Junta y el  Consejo Ejecutivo  por su solidaridad y esfuerzo como voluntarios en todas las áreas de esta organización benéfica y también por el incansable trabajo de nuestro personal administrativo, María Soriano, Álvaro Cepero y Juan Gómez cuyo trabajo de secretarial incluye la distribución de nuestra revista La Revista, organización de eventos,  y programa de becas, trabajo que ejercen con paciencia y buen humor, atendiendo consultas, solicitudes y quejas ocasionales. Quería agradecer personalmente a mis colegas miembros y miembros de EC por su solidaridad y esfuerzo como. Mi sincero agradecimiento y aprecio también para el Presidente Honorario de la Sociedad, Su Excelencia el Embajador de España Carlos Bastarreche, por su apoyo al permitirnos celebrar nuestra Asamablea General aquí en la sala de Luis Vives, y otros dos eventos clave del año: la ceremonia de entrega de premios y la fiesta de verano. Gracias también a Miguel Oliveros de la Oficina de Asuntos Culturales y Científicos de la embajada española por su gran entusiasmo y apoyo a todo lo que hacemos, incuyendo el evento musical anual.En España, nuestro vicepresidente honorario, el embajador del gobierno de Su Majestad, Simon Manley, ha demostrado tener un nivel extraordinario y un espíritu generoso a pesar de las renuncias ministeriales periódicas en su país y el reto de justificar el Brexit, una hazaña capaz de  hundir a un hombre menos profesional y más débil. Él ha continuado brindando un gran apoyo moral y logístico a la Sociedad, así como un asesoramiento invaluable a su presidente, por lo que estoy personalmente agradecido. Con motivo de la fiesta en el jardín en la residencia de la embajada en Madrid en celebración  del matrimonio real entre el Príncipe Harry y Meghan Markle en mayo pasado, fue un honor recibir de sus manos un premio especial en nombre de la BritishSpanish Society en reconocimiento a su labor caritativa y cívica con la comunidad británica y española en España, así como en el Reino Unido. Y nuestra recepción anual de otoño en Madrid en septiembre pasado atrajo a un número récord de invitados y apareció en las páginas de Hola Magazine.Gracias a nuestra jefa de eventos  Carmen Young y su equipo en Londres y Madrid, nuestro programa de eventos ha sido variado e inspirado, atendiendo a diferentes gustos, estados de ánimo y pasiones y diferentes edades, pero siempre con un espíritu subyacente de compromiso cultural, educativo y cívico. Desde la visita guiada de Paul Pickering en Tate Modern y la noche de la literatura y el vino en la Escuela de Español Vicente Cañadá Blanch hasta nuestro acceso exclusivo a un ensayo del Ballet Nacional Inglés y los aspectos más destacados de la Zarzuela en la Escuela de Música Guildhall, hemos tenido una evento tras otro, y no solo en Londres. Uno de los aspectos más destacados del año fue una conferencia muy concurrida sobre riesgos globales, quen una colega de la Junta , Cristina Alvarez ayudó a organizar en la IE Business School en Madrid luego de otros eventos exitosos que hemos realizado en Madrid, Toledo y Barcelona.En el Reino Unido, nos mudamos de Londres a la Universidad de Cambridge y al Churchill College para lanzar una conferencia dirigida por uno de nuestros estimados miembros, el historiador Dr Peter Martland y una exposición especial  sobre Churchill & Spain en colaboración con el Churchill College y el Instituto Cervantes. , donde los invitados distinguidos presentes incluían al nieto del gran hombre, y un miembro honorario de nuestro Patronato, Randolph Churchill.Continuamos construyendo asociaciones institucionales constructivas y mutuamente beneficiosas, entre otras  con Ignacio Peyró, autor y director del Instituto Cervantes en Londres, con quien celebramos conjuntamente una conferencia muy popular sobre el trabajo y los desafíos que enfrentan  las artistas españolas en Londres, incluidas dos grandes amigas del British Spanish Society  la escritora y editora Isabel del Río y Tamara Rojo, la directora del Ballet Nacional Inglés.Y aquí puedo mencionar el apoyo que hemos recibido de uno de nuestros nuevos socios Maravilla Media Group, un innovador grupo de medios y comunicaciones con sede en Barcelona, ​​Madrid y Londres, que ha ayudado a promover el BSS en línea y en programas de radio en España y ha ayudado a mejorar el diseño. de nuestra publicación insignia popular y ampliamente leída La Revista. Estoy encantado de que La Revista  bajo mi mando, y  con Carolina Jara Huergo, y el resto del equipo editorial en Londres y Madrid y sus colaboradores en ambos países continúe prosperando con artículos bien escritos y exclusivos sobre una variedad de temas culturales, desde perfiles y entrevistas hasta reseñas y diarios. De los artículos del año, me gustaría destacar dos en la edición de noviembre, ya que entre ellos ejemplifican nuestra revista La Revista en su mejor por su conocimiento y calidad, el perfil de Laura Obiol sobre la diseñadora de calzado española con sede en Londres. Lina Amata, y la entrevista que hizo la miembra del nuestro Conesjo Directivo Dr. Marina Perez de Arcos con Alfredo Pérez de Arminan, presente del Patrimonio Nacional que revela la conexión humanitaria del Rey Alfonso X111 con Gran Bretaña durante la Primera Guerra Mundial en el momento de la fundación de esta Sociedad.  Como siempre, pero con un vigor renovado y un sentido de propósito, en estos tiempos inciertos, a menudo viscerales y de confrontación, el objetivo de La Revista es celebrar el compromiso y la creatividad que proviene de una experiencia cultural y educativa positiva.Nuestra cena de gala en el hotel Melia ME en Strand el pasado 12 de noviembre sirvió para una recaudación de fondos y una celebración, que marcó el 10º aniversario del programa de becas. Fue un recordatorio apropiado de cómo se definió la era moderna de esta Sociedad mediante el desarrollo de una asociación de trabajo con patrocinadores que respaldan más de 78 proyectos de posgrado de vanguardia en becas y en campos tan diversos como la medicina, planificación urbana, ingeniería y lingüística. , literatura, física, arquitectura, arqueología marina, protección del medio ambiente y música.La importancia de los proyectos y la calidad de los estudiantes se pueden apreciar plenamente en el nuevo prospecto actualizado que hemos publicado, cuyos ejemplares están disponibles aquí esta noche y digitalmente en nuestro website.

 

Cada año recibimos “cientos” de solicitudes y realizamos un gran esfuerzo para recaudar fondos para asegurarnos de que cada vez más estudiantes puedan asegurar sus proyectos de investigación, al mismo tiempo que somos conscientes de que el programa solo ha sido posible con el generoso apoyo de nuestros principales patrocinadores corporativos, que el año pasado fueron Santander, Telefónica, Mahou / San Miguel, Energía Plástica y por primera vez la Fundación Sabadell. En nuestra ceremonia de premios de becas celebrada la primavera pasada en la residencia del embajador español, presentamos 8 premios de becas, más que nunca, y un premio especial con donaciones de patrocinadores y miembros de BSS. En un momento en que la cooperación y el apoyo internacionales son inciertos, estamos proporcionando una línea de vida vital para la creatividad, la innovación y la investigación a menudo en equipos conjuntos de investigadores británicos y españoles. Nuestro programa de becas identifica el talento, pero también brinda oportunidades a lo que no se ve y lo que no se escucha, lo que garantiza que el potencial de algunas de las mejores mentes jóvenes no se ignore ni se frustre por falta de fondos.Nos gustaría mucho ampliar nuestro programa de becas, ya que creemos que desempeña un papel importante para fomentar los vínculos entre nuestros dos países y mostrar cuán importante es la investigación e investigación y el conocimiento y la experiencia compartidos para el futuro de Europa.Esta asociación de nuestra organización benéfica con líderes representativos socialmente responsables en el sector privado se basa en la creencia de que las universidades y los estudiantes talentosos, investigadores, investigadores y creadores, tienen una contribución vital para contribuir a las sociedades cívicas dinámicas y exitosas en el Reino Unido y España.

 

Queremos que Gran Bretaña y España sigan siendo imanes para el talento de los demás países, y que se conviertan en líderes en la colaboración internacional que pueda beneficiar a la sociedad en general.Así que permítanme repetir mi agradecimiento a nuestros principales partidarios que recién han  renovado su apoyo: BBVA, Santander, Plastic Energy y Fundación Sabadell con Plastic Energy que aumentando el número de becas que están apoyando.  Gracias a nuestros miembros que han asistido a nuestros eventos y a las compañías que nos han apoyado patrocinándolos y también ayundao a cubrit los costos de  La Revista. Con sus anuncios.  Nuevamente, es un verdadero voto de confianza en lo que hacemos. Nuestros eventos no solo reciben una buena asistencia, sino que también contamos con el apoyo de una variedad de empresas e  instituciones.

 

Me gustaría mencionar a  Codorniu, Cuatrecasas, Landerer Financial Consultants, IE Business School, Hispania, Boqueria, Gomez Acebo y Pombo, Allen & Overy y Chiswick Auctions y dos nuevos patrocinadores desde el verano Stonyhurst College y Venta de Aires en Toledo.Más adelante, le pediré a nuestra nuestra jefa de eventos, Carmen Young, que  informe un poco más acerca de nuestro programa de eventos en el futuro. Pero una vez más, quisiera agradecer a todos los presentes y los que no han podido atender pero igual siguen apoyándonos y que han contribuído un valioso y maravilloso año de celebración y descubrimiento cultural y encuentros sociales a pesar de los enormes desafíos en el mundo en que vivimos. Pocas otras organizaciones benéficas de nuestro tamaño pueden decir que sus voluntarios y personal administrativo trabajan con tanto amor y compromiso, y lo hacemos porque creemos apasionadamente de que nuestra misión de crear vínculos de amistad y entendimiento entre la sociedad cívica de  España y el Reino Unido nunca ha sido más importante que en  los tiempos en que vivimos. Y nuestra creciente membresía tanto en el Reino Unido como en España es una prueba de que se considera que el BritishSpanish Society está haciendo un buen trabajo.Hace dos años me comprometí a hacer un mayor esfuerzo para escuchar las opiniones de nuestros miembros sobre cómo podríamos hacer un mejor esfuerzo para fortalecer esta organización benéfica realizando una sondeo detallo de opinión sobre diversos aspectos de lo que hacemos. Las respuestas que nos dieron nuestros miembros el año pasado nos dieron un buen camino para seguir adelante en un proceso continuo de evolución  y desarrollo  dentro de nuestros recursos y de manera que podamos continuar cumpliendo nuestra misión caritativa.

 

Esta Asociación está viva y bien a medida que avanza con renovada confianza en el tercer año de sus próximos cien años. Pero no nos apoyamos en nuestros laureles, y menos aún en los momentos inciertos en que vivimos.La BritishSpanish Society ha logrado avances importantes en los últimos cinco años para mejorar su estructura de gestión y organización, mejorar la profesionalidad de la Junta y el Consejo Ejecutivo, e invertir para mejorar nuestras comunicaciones, gestión de datos y contabilidad. .Esto nos ha  ayudado a elevar nuestro perfil y sobrellevar la tormenta de la recesión económica, aumentando nuestras suscripciones de membresía individual y el apoyo corporativo para nuestros eventos, revistas y programas de becas. Ahora estamos en un punto en el que nuestra administración y el gran equipo de nuestros voluntarios están totalmente comprometidos en sostener la organización, Sin el compromiso de todos, y el apoyo financiero que nos brinda  nuestra membresía y los sponsors, la sostenibilidad de esta empresa estará en peligro y nuestra capacidad de cumplir nuestra misión disminuirá.

 

Nuestro objetivo es construir sobre la base de lo que hemos logrado expandiendo nuestro programa de becas, manteniendo la calidad de nuestros eventos y publicaciones, y aumentando nuestra membresía y soporte empresarial e institucional  en el Reino Unido y España. Nuestra membresía y nuestros sponsors siguen siendo nuestra columna vertebral. Pero nuestras cuotas de membresía no han aumentado en más de cinco años. Puede que tengamos que revisar esto. Se necesita un enfoque más concertado para recaudar fondos a través de llamamientos directos para proyectos y legados específicos para asegurar nuestra supervivencia a largo plazo y necesitamos que nuestros partidarios nos ayuden a disminuir los costos ofreciéndonos lugares gratuitos para eventos y, si es posible, espacio de oficinas gratis.Queremos aumentar nuestro alcance y audiencia fuera de Londres en el Reino Unido y en España para que más personas su sienten comprometidas  con es proyecto  que vale la pena apoyar para informar sus pensamientos y sus vidas en nuestro mundo incierto y problemático. Donde otros construyen muros, nosotros  construimos puentes de comprensión y compromiso. Sabemos que nuestros miembros y simpatizantes se mueven fácilmente entre países y esperamos que continúen pudiendo hacerlo. El pasado marzo marcó el quinto año de mi presidencia. En discusiones posteriores surgió una opinión consensual dentro de la Junta que, en un momento de aguas tormentosas, no era un buen momento para que este presidente abandonase el barco, a menos que se presentara una alternativa clara, y que la consolidación y la continuidad debía de ser nuestra prioridad , tomando medidas para fortalecer la Gobernanza de esta  organización benéfica para que su Junta  y Consejo Ejecutivo siga sirviendo a los mejores intereses de la membresía para la cual son  elegidos.

 

En nuestra última reunión de Junta, se acordó que deberíamos fortalecer la Gobernanza general de la organización benéfica para garantizar que los diferentes roles y responsabilidades estén mejor definidos y que las funciones de administración se compartan dentro de la junta.

 

Como presidente, he tenido la suerte de poder contar con una Junta, que es diligente en sus tareas fiduciarias con una amplia gama de habilidades, experiencia y compromiso para impulsar la estrategia y la implementación, y un Consejo Ejecutivo de apoyo igualmente eficaz. Es bueno para la continuidad y estabilidad de la organización benéfica que tenemos un liderazgo de equipo sólido con experiencia y amor por esta misión que busca la reelección. Es un equipo que ha seguido  demostrado su eficacia y dedicación. Al mismo tiempo, es un gran acto de fé en el futuro, y también un señal de nuestra capacidad de renovación,  que tenemos dos candidatos nominados que espero que cubran las vacantes que surjan. Traerán nuevas ideas y apoyo necesarios a áreas claves. Me gustaría agradecer a Hugh Elliott por su valioso asesoramiento durante el último año en una variedad de temas. Él se está retirando como miembro de nuestra Junta para prepararse para su nuevo papel como embajador en Madrid cuando sustituya a Simon Manley a fines de este año y seguro que seguirá siendo un gran amigo y apoyo. También me gustaría agradecer a Eva Sierra, quien está renunciando como miembro del Consejo Ejecutivo por su apoyo en algunas de nuestras relaciones institucionales.Los nominados que cuentan con el apoyo de la Junta son para la Junta el actual miembro de la CE Justin Ellis, y para el Consejo Ejecutivo Francisco Molina Holgado Así que me gustaría pedir el  apoyo  de esta Asamblea para continuar como presidente (VOTO UNÁNIMO)Y también el apoyo para un Consejo de Administración compuesto por: Juan Reig, Roger Golland, Carmen Young, Scott Young, José Ivars, Marian Riesco, Cristina Alvarez, Fernando Menéndez, el Dr. Mike Short y el nuevo participante Justin Ellis. (APROBADO POR VOTO UNÁNIME): Y para el Consejo Ejecutivo : Marina Pérez de Arcos, Julián Bárcena, David Hurst, Jordi Mateu, Paul Pickering, Silvia Montes, Alexandra Brown, Elisa Ramírez Pérez: Alberto Linares: Francisco Molina Holgado (APROBADO POR VOTO UNÁNIME ).

 

Quisiera terminar con una cita muy quijotesca y, de hecho, también Shakespeareana, de San Francisco de Asís, que espero resume el espíritu de esta reunión y del BritishSpanish Society “Toda la oscuridad del mundo no puede apagar la luz de una sola vela”.

 

MUCHAS GRACIAS

 

 

 


AGM January 2019: Chairman's Report

6 February 2019

Chairman Jimmy Burns’  address to Annual General Meeting at the  Luis Vives Room,  London January 29th

 

First welcome to you all to you all and so glad we have a full house here in this room named so appropriately after Luis Vives, an enduring cultural icon of BritishSpanish relatons.

 

Also my apologies for the slight delay in our AGM which in previous  years has been at the end of a year rather than after the beginning of a new one.

 

2018 ended with members’ and supporters diaries more occupied and their minds understandably more diverted than previous years and I and my Board felt  we needed more time to agree on some pending issues that needed to be resolved to ensure we could kick of a new year with an organizational structure fit for purpose in challenging times.

 

The main  challenge which I  clearly identified  at our last AGM in November 2017 has persisted with us throughout the past  year-that of surviving in a climate where political developments  with Brexit  a key feature sadly all too often  seemingly bent on breaking the spirit of many of our members and supporters  and in the process risking undermining our mission and survival as a charity.

As I speak to you now MPs are discussing votes that determine the next stage of this country’s relationship with Europe , with a final outcome as to whether the UK stays in our out and on what terms uncertain.

 

As chairman of this charity but also as an individual with enduring  personal as well as professional  ties with  both countries spanning more than four  decades  I am acutely aware of the sense of bewilderment and  insecurity  and in some cases anger and sheer desperation   affecting members, colleagues, and friends both in Spain and the UK  and many of you are here tonight .

What a great turn out. I wanted to extend a special word of welcome to those patrons present John Scanlon, Lady Brennan,and Baroness Hooper, our members old and new and enduring corporate supporters with a special welcome to Sir Roger Fry, and Enrique Benjumea, and Telefonica’s Christian Kern  , and our new friends from Solar Water.

 

I know I am not alone in wishing that Brexit had never entered my world, still less  during  my chairmanship of this society . I  share in the existentialist crisis affecting members old and new as they struggle to understand where they stand now and in the future.

Last week I experienced a moment of total panic when after a wonderfully comfortable and  efficient AVE train journey whisking me from Barcelona to Madrid I reached my hotel only to discover that I had lost my passport on route , had to cancel it , and ask for an emergency replacement from the British consulate.

 

And yet in applying for a new one , I was reminded of the deep and enduring sense of attachment I still felt to the my  burgundy red passport with the European Union and United Kingdom of Great Britain and  Norther Ireland  blazoned on its cover .

I experienced a similar feeling when after being accompanied by my wife and daughters to Buckingham Palace I engaged in genial conversation with the Prince of Wales as he pinned my OBE on me for my work in in British-Spanish relations, realizing how much common ground has been tread  over history by the people of Britain and Spain and why it is worth preserving. Prince Charles recalled with fondness his visits to Spain.

 

I owed the honor of the OBE for UK/British relations , as I do the Encomienda de Merito  Civil granted to me back in 2012  by the King of Spain, to my family,  friends and colleagues who have supported my work as a volunteer and as an author and journalist, on a mission to build bridges of cultural engagement,  understanding  and dialogue, instilled in me from birth by my British father Tom Burns  and Spanish Mabel Marañón both beloved in memory.

 

In recent days I have been uplifted by two experiences with a common thread.  I was invited to speak to the hub of startups up at Telefonica’s  Wayra UK offices in Piccadilly where  the collective wish of   young entrepreneurs including Spanish and UK was much better  cooperation with the  EU than a bitter divorce.

 

And then last night what a joy of a birthday present from my wife as we saw together the  Royal  Shakespeare company’s  Don Quixote at the Garrick Theatre.  Shakespeare the greatest playwright in history.  Cervantes the father of the modern novel, contempories whose legacy  is not only enduring but at the heart of what our BritishSpanish Society is all about.

 

Call me Quixotic  but I am certain the UK is not about to crash  over Dover’s white cliffs, nor are the Spanish and English people about to be separated walls. They will find a way forward that recognizes  that consensus and cooperation is better than confusion and  confrontation.

As for the BritishSpanish Society, which owes its seemingly anecdotal inspiration for its foundation in 1916 to the third centenary of the deaths of Shakespeare and Cervantes,  it is worth reminding ourselves  that this charity has successfully ridden out storms of its own and those of others during its more than one hundred years of existence, without losing itself completely or sinking.

As Lord  Tristan  Garel Jones points out in his prologue to the history of the British Spanish Society we published for our centenary three years ago, the vicissitudes through which the Society passed through the 20th century and into the 21st – including rebranding, winding up, and then rebranding again- is a good reflection of the turmoil experienced in Europe (and indeed the wider world) in the century, and which has returned  haunt us in more recent times.

 

And yet it in  times like the ones that we are living   that what this charity has stood for since its foundation in the midst of far greater calamity-that of  the First Word war- has never seemed so necessary- and I know from the countless emails, conversations, and  gatherings both overt and more discreet that have involved myself and my fellow trustees over the last year.

For our mission was , is and will continue to be that of extending bridges of engagement, of mutual understanding, of seeking the best that some of the  good people of Britain and Spain can still offer each other.

 

It is these good people that have continued to support the BritishSpanish Society and for that I wanted to thank  at the outset  all those who have contributed in one or the other in this noble endeavor over the last year : the selfless volunteers with me on the  Board and on the Executive Council, our underpaid but equally passionate and selfless secretarial team, and you the honorary patrons,   individual members  and corporate and institutional  partners represented here this evening who form part of our extended community in the interests of the common good.

 

The goodwill, patience, and skills of bilateral cultural diplomacy-both public and behind the scenes – has been tested to the limit and thankfully held a steady nerve. If has done so  it is because there is a recognition of just how much more unites the people of Spain and the UK than divides them . This feeling and reality  is present in every event we organize, in every scholarship we award, in the pages of our magazine, in the way that this Society has the almost unique distinction of counting on the respect of two Royal families, a British and Spanish ambassador and a cross section  of support from students to senior executives to across ages,  professions, political parties, and regions both in the UK and Spain.

 

We are once again gathered here under the roof of the Spanish embassy thanks to our honorary president the Spanish ambassador Carlos  Bastarreche whose respect for this Society and what it does has remained as unwavering in its  generosity of spirit as that shown by e our honorary vice president Simon Manley, the British ambassador in Madrid.

 

The British Spanish Society has in  more than one hundred years seen ambassadors  come and go, as well as numerous governments, not to mention, in the case of Spain,  regimes. It has endured periods of war as well as peace, and this charity is still not only with us but showing no small measure of resilience, bucking the trend, against the odds.

 

Despite the uncertainties that affect so many European citizens Our membership continues to grow here and in Spain , our events programme remains a powerful tool of cultural and social engagement as does our magazine La Revista , and our expanding scholarship programme has continued to inspire both a sense of  social responsibility in its   sponsors and the creative talent of high caliber Spanish and UK postgraduate students.

 

Later our Treasurer  Juan Reig will give a more detailed update on our finances and the accounts are available for your perusal. But I am delighted to report that our membership has continued its steady growth –we are more than holding our own in the UK and also making real progress in attracting new members in Spain. Our overall membership now is close to the 1,000 mark in the UK and Spain is -three times where we were  not so long  ago, and with one of the categories have increased most rapidly in the past year that of students, showing that we are not only retaining long term members but also renewing energies and ideas with a clear vote of confidence in the work we do and in  our future.

 

Thanks to the careful and diligent  management by our Treasurer  and financial secretary supported  by the Board of Trustees the Society has maintained a good balance of income and expenses  and secured reserves in  our 2018/19 budget for some overdue website and internal system upgrade which hopefully will give a better service to our members, communicating better, minimizing information overload while ensuring that bookings and enquiries run as smoothly as possible.

 

I wanted to personally thank my fellow Trustees and EC members for their solidarity and endeavor as volunteers across all areas of this charity and also the tireless work  our part-time, overworked, and underpaid  admin staff-, Maria Soriano, Alvaro Cepero and Juan Gomez who keep our  admin , our magazine La Revista  distribution and events organization in good shape while, with patience  and good humor,   dealing with enquiries, requests, and occasional complaints.

 

My sincere thanks and appreciation also go to  the Society’s Honorary President, His Excellency the Spanish Ambassador Carlos Bastarreche ,once more showing his support by allowing us to host our AGM here in the Luis Vives room, and two other  two key events of the year-the scholarship awards ceremony and the summer party. Thanks too to  Miguel  Oliveros of the  Cultural and Scientific Affairs Office at the Spanish embassy for its  huge enthusiasm and support  for all that we do, not east our annual musical event .

In Spain our honorary vice president , Her Majesty’s government’s ambassador Simon Manley, has shown an extraordinary level head and generous spirit  despite periodical ministerial resignations back home and other problems not of his making on the political front which would  have sunk a weaker less professional man.  He has continued to provide huge moral and  logistical  support to the Society as well as invaluable advice to its chairman, for which I am personally grateful.

 

On the occasion of the Garden  Party at the embassy residence in Madrid celebrating the Royal  marriage of Prince Harry and Meghan Markle last May, it was an honor to receive from his hands  a special award on behalf of the  BritishSpanish Society in recognition of its  charity work with the British and Spanish community in Spain, as well as in the UK. And our annual autumn reception in the same grounds last September drew a record number of guests and graced  the pages of Hola Magazine.

 

Thank to Carmen Young and her team in London and Madrid, our events programme has remained both varied and inspired, catering for different tastes, moods, and passions and different ages but always with an underlying g spirit  of cultural , educational and civic engagement. From Paul Pickering’s guided tour of Spanish masters at Tate Modern and the night of literature and wine at the  Spanish School Vicente Canada Blanch to our exclusive  access to an English National Ballet rehearsal and  Zarzuela’s  Highlights at the Guildhall School of Music, we have had one quality event after another, and not just in London.

One of the highlights of the  year was an extremely well attended conference on Global Risks one of our Spain based Trustees Cristina Alvarez  helped organize at the IE Business School in Madrid following up on other successful  events  we have held in Madrid, Toledo and Barcelona.

 

In the UK, we moved out of London to Cambridge  University and Churchill College to launch a conference  led by one of our esteemed members the historian   Dr Peter Martand and a special exhibition I curated  on Churchill & Spain in   collaboration with Churchill College and the Instituto  Cervantes, where  distinguished guests present included the great man’s grandson , and one of our patrons Randolph Churchill.

 

We have continued to build constructive and mutually beneficial  institutional  partnerships not least with Ignacio Peyro , a fellow author and Director of  the Cervantes Institute in London with whom we jointly held a very popular conference on the work and challenges of  Spanish Women artists in London including two enduring members of the Society the writer  and published Isabel del Rio and  Tamara Rojo, the director of the English National Ballet.

 

And here may I mention the support we have received from one of our new partners  Maravilla Media Group, an innovative media and communications  group based in Barcelona Madrid and London who have  helped promote the BSS online and on radio programmes in Spain  and helped improve the design of our popular and widely read flagship publication La Revista .

I am delighted that the magazine with Carolina Jara Huergo, and  the rest of the editorial team in London and Madrid and its contributors  in both countries  continues to thrive with  well-written  and exclusive pieces on  a range of cultural subjects  from profiles and interviews to reviews and diaries.

 

Of the  articles over the year I would like to highlight two in the November issue as between them they exemplify  our  magazine La Revista  at its best in terms of scope of subject, insight, and quality,  Laura Obiol’s profile about the London based Spanish shoe designer  Lina Amata, and our own Executive Council’s Dr Marina Perez de Arcos interview with Alfredo Perez de Arminan, present of the Patrimonio Nacional revealing King Alfonso’s X111 humanitarian connection with Britain during WW1 at the time of  this Society’s foundation..

 

As always, but with renewed vigor and sense of purpose,   in these uncertain all too often visceral and  confrontational times ,  the goal of La Revista is to celebrate the engagement  and the creativity that comes from a positive cultural and educational  experience.

 

Our  Gala dinner at the Melia ME hotel in the Strand last November 12th was both a necessary fund raiser and   a celebration- it marked the 10th Anniversary of the Scholarship Programme.  It was an appropriate reminder  of how the modern era of this Society has been defined by  developing working partnership with sponsors supporting more than 78 Scholarships and Bursaries cutting-edge post-graduate projects h in fields as diverse as medicine, urban planning, engineering, linguistics, literature, physics, architecture, marine archeology  environment protection and music.

The  importance  of projects and  the quality of students can be fully appreciated in the new updated prospectus which we have published, copies of which are available here this evening.

 

We  yearly  receive “hundreds” of applications and we make a big fundraising effort to make sure more and more students can secure their research projects, while only too aware that the programme has only been  only possible with the generous support of our Principal Corporate Supporters which last year were Santander, Telefonica, Mahou/San Miguel, Plastic Energy and for the first time Fundacion Sabadell.

 

At our  scholarship awards ceremony last Spring held in the Spanish ambassador’s residence we presented 8 Scholarship Awards, more than ever before, and a special award with donations of BSS Patrons and Members.

 

At a time when international  cooperation and support is uncertain , we are providing  a vital life line for creativity, innovation, and research often in joint teams invoking British  and Spanish investigators . Our scholarship programme identifies talent, but also gives opportunities to the unseen and unheard , ensuring that the potential of some of the best young minds is not ignored or frustrated through lack of funding.

We would very much like to expand our scholarship programme as we believe it plays an important role in furthering links between our two countries and showing how important is research and investigation and shared knowledge and expertise for the future of Europe.

This partnership of our charity with socially responsible representative leaders in the private sector is based on a belief that universities and talented students –researchers, investigators, and creators, have a vital contribution to make to successful, dynamic civic societies in the UK and Spain. We want Britain and Spain to continue to be magnets for talent from each other’s countries, and become leaders in international collaboration that can benefit society as a whole.

 

So let me repeat my thanks to our principal supporters  for renewing their support –BBVA, Santander, Plastic Energy, and Fundacion Sabadell with Plastic Energy increasing  the number of scholarships they are supporting. Thank to our members who have attended   our events and those companies  who have support us by sponsoring them and also advertising in La Revista. It is again a real vote of confidence in what we do our events not only continue to be well attended but  also  that we continue to count on the support of a range of companies and institutions.

 

I would like mention other supporters here Codorniu, Cuatrecasas,  Landerer Financial Consultants , IE Business School , Hispania , Boqueria , Gomez Acebo y Pombo , Allen & Overy and Chiswick Auctions  and two new additions since the summer  Stonyhurst College and Venta de Aires in Toledo.

 

Later I will ask our Trustee our head of events Carmen Young to fill you a bit more about our events programme going forward -but I would like once again to thanks once again the Trustees and EC and administration  who have contributed to o making this such a worthwhile and  wonderful year of cultural celebration  and discovery and social encounters and engagement despite of  enormous challenges in the world we live in.

 

Few other society or charities of our size can claim to have its  volunteers  and  admin staff working with such love and commitment on  behalf of its supporters- and we do this because we believe passionately in our mission of buildings ties of friendship and understanding  between the people of Spain and the UK has never been more important than the times we live in. And our growing membership both in the UK and Spain is proof that the BritishSpanish Society is considered to doing  a good job.

 

Two years ago I pledged to make more of an effort to listen to the views of our members as to how we could do better to strengthen this charity by carrying out a detailed survey of opinion on various aspects of what we do. A subsequent survey of member  opinion last year gave us some valuable feedback which we are in a  continuing process of responding to within our  resources and with  ways that can continue to deliver on our charitable   mission.

 

The Society is alive and well as it moves with renewed confidence into the third year of its next one hundred years .  But we do not rest on our laurels, still less in the uncertain certain times we live in.

 

The BritishSpanish Society has made important advances over the last five year to improve its management structure and organization, improving the skills base  and professional experience of its Board of Trustees and Executive council, and  investing in IT to improve our communications, data management, and accounting.

 

This had helped us raise our profile and weather the storm of the economic downturn, increasing our individual membership subscriptions, and corporate support for our events, magazine, and  Scholarship programme.

 

We are now at a point at which our administration   and the most active of our volunteers are fully stretched in sustaining the organization,

Without the commitment of all trustees and EC members , and  additional financial support  to grow and evolve, The BritishSpanish Society’s sustainability will be in jeopardy and our ability to deliver on our mission diminished.

 

Our aim is to build  on want what we have achieved expanding our scholarship, sustaining the quality of our events and magazine,  and building up our membership and corporate support in the UK and Spain.

 

Our membership  and our corporate supporters  remain our backbone. But our membership fees have not increased in more than five years. We  may have to revisit this. A more concerted approach to fund raising through direct appeals for specific  projects and legacies is needed to ensure  our longer term survival  and we need our supporters to help us diminish costs by offering us  free venues for events and if possible free office space.

 

We want to increase our reach and audience  outside London in the UK and in Spain so that more people hear about the BSS and feel that it is a cause worth supporting to inform their thinking and their lives in our uncertain troubled world. Where others build walls, we build bridges of understanding and engagement. We know our members and supporters  move easily between countries and we hope they will continue  to be able to do.

 

Last March marked the fifth year of my chairmanship. In subsequent discussions a consensual view emerged within the Board that suggested that at a time of stormy waters, it was not a good time to jump ship even I was tempted to,  unless a clear alternative presented itself, and  that consolidation  and continuity what needed while  taking measures to strengthen the   Governance of the charity so that its governing body   continues to serve the best  interests of the Society and the membership it is elected to serve as we continue to navigate in unchartered waters.

 

At our  last Trustees meeting, it was agreed that we should strengthen the overall Governance of the Charity by way of ensuring that different roles and responsibilities are better  defined and that  management functions are shared within the board.

As chairman I have been  fortunate in being able to count on  a  Board of Trustees, which is diligent in  its fiduciary  duties with a wide range of skills and experience and commitment to drive strategy and implementation and a similarly effective supporting Executive Council. It is good for the continuity and stability of the charity that we have a strong body of  Trustees and EC with experience of and love for the BSS  seeking re-election who have proved  to be dedicated  volunteers over the last year and integrated well.

At the same time it a huge act of  faith in the future of the BSS  that we have two nominated candidates who I expect to fill in vacancies arising . They will  bring necessary new ideas and  support to key areas.

 

I would like to thanks Hugh Elliot for his invaluable advice over the last year on a range of issues. He is stepping down as a Trustees to prepare for his role as the new ambassador in Madrid when he take over from Simon Manley later this year and I will sure will continue to be a huge supporter of the BSS.

 

I would also like to thank Eva Sierra who is stepping down as a member of the EC for her support in some of our  institutional  relationships.

The nominees which have the support of the Board of Trustees are to the Board the current EC member  Justin Ellis, and to the Executive  Council Francisco Molina Holgado

 

So given what has gone before you I would like first of all to seek your support to carry on for another as chairman (UNANIMOUS VOTE)

And a Board of Trustees composed of :  Juan Reig, Roger Golland , Carmen Young, Scott Young, Jose Ivars, Marian Riesco , Cristina Alvarez, Fernando Menendez, Dr Mike Short , and new entrant Justin Ellis.  (UNANIMOUS VOTE)

:And for Non-Trustee Executive  Council: Marina Perez de Arcos, Julian BarcenaDavid HurstJordi MateuPaul PickeringSilvia Montes, Alexandra BrownElisa Ramirez Perez: Alberto Linares: Francisco Molina Holgado  (UNANIMOUS VOTE)

 

I would like to end with a very Quixotic and indeed Shakespearean quote from St Francis of Assisi  which I hope sums up the spirit of this meeting and the BritishSpanishSociety     ” All the darkness in the world cannot extinguish the light of a single candle.”

 

THANKYOU VERY MUCH